Texas


09 Dec
09Dec

Dallas

Así que decidí que iríamos a Dallas y le haríamos compañía a Marido por unos días. En el avión, Jetsabella durmió todo el camino. Me preocupaba el cómo se comportaría dentro del avión. Un bebé llorando en un lugar cerrado es desesperante y molestoso. Gracias al cielo ella se comportó muy bien. Llegamos a Dallas (DFW) cerca de las 2:00 p.m. y buscamos nuestro auto alquilado. Para los que no han ido a Dallas/Fort Worth (DFW), es uno de los aeropuertos mas grandes y concurridos del mundo y de Estados Unidos. Por lo tanto el edificio de las compañías de alquiler de autos queda un poco retirado del área de recogido de pasajeros. Alquilamos nuestro auto con E-Z Rental Cars y puedo decir que ha sido una de las peores compañías que hemos escogido. Desde costos sorpresas y obligatorios, empleados poco amables hasta la no disponibilidad del auto que habíamos reservado hicieron que en ese instante los sacara de mi lista de compañías de alquiler.

Día 1 (Fort Worth)

Partimos del aeropuerto y nuestra primera parada lo fue en el museo de American Airlines, CR Smith Museum. El mismo queda a unos diez minutos del aeropuerto. El costo de entrada es $7 por adulto y $4 por niño de 2 años o más. Sin embargo es gratuito para los empleados de American. Así que en esta ocasión corrimos con suerte y nuestra admisión fue gratuita. El museo no es grande y se puede recorrer en unas 2 horas. Durante tu visita puedes ver una película de la historia de la aviación hasta cómo se fundó la compañía. Es un museo interactivo, por lo que es una excelente alternativa para los niños. Desde simuladores de vuelo, el poder vestirte como parte del crew hasta el poder entrar a un DC3, uno de los primeros aviones que utilizó la compañía en su fundación son solo algunas de las atracciones que ofrece. Así que si te gusta la aviación o simplemente quieres aprender un poco más de ella no puedes dejar pasar este museo. Mientras estábamos en el museo, nuestra chica estuvo inquieta. Ella misma no sabía si estar al hombro o en su coche o dormir. Marido y yo nos la turnamos y pudimos recorrer el museo son mayores contratiempos.

Luego de la visita al museo nos dirigimos al hotel para descansar un poco del largo viaje. En esta ocasión nos alojamos en el Holiday Inn South. Este hotel ofrece servicio de transporte gratuito cada media hora desde y hacia el aeropuerto a sus huéspedes y desayuno buffet con un costo adicional. En la noche y luego de descansar, nos dirigimos a ver las esculturas de Los Mustangs de Las Colinas. Una hermosa escultura de ocho mustangs galopando a través del granito de la plaza Williams Square en Las Colinas Urban Center. Esta es en definitiva una visita obligatoria si te aventuras a la Big D. Esta escultura del artista africano Robert Glen es visitada por muchos turistas y residentes. Si puedes visitar el museo (Mustangs of Las Colinas Museum) podrás aprender la historia de la creación de esta escultura y podrás observar otras obras de Glen.

Cenamos en Bone Daddy’s . Este restaurante tiene un concepto mezclado de Chilis y Hooters. La comida es buena y se basa en la parrilla y el BBQ. La noche que visitamos Bone Daddy’s había juego de los Dallas Cowboys; por lo tanto había mucha gente y el espíritu deportivo era contagioso. Esperamos unos minutos por nuestra mesa pues debido al juego no había mucho espacio. Los precios de Daddy’s son accesibles y el personal es muy atento y amable.

Día 2 (Dallas)

Pensábamos levantarnos un poco tarde pero lamentablemente no pudo ser así. Nuestra hermosa se despertó cerca de las 7 a.m. y ya no quiso dormir hasta las 9 a.m. Entonces decidimos que Marido buscara desayuno en el hotel y comeríamos en la habitación. El desayuno es muy bueno y variado. Una vez nuestra niña despertó nos encaminamos a una tienda que moría por visitar…Platos. Platos es una tienda de ropa de segunda mano en la cual puedes encontrar piezas de ropa y zapatos en excelentes condiciones y a muy buenos precios. Cuando íbamos de camino vimos algo que nos sorprendió…¡un hospital exclusivo para gatos! No había visto algo igual y me encantó. Soy una animal lover y ver este tipo de cosas me hace muy feliz.

Ya teníamos nuestra agenda preparada así que nos pusimos en marcha para el Downtown. Nuestra primera parada fue en la Chase Tower. En ella desde el piso 40 puedes tener una de las mejores vistas de la ciudad. Lamentablemente la torre cierra al público a las cinco de la tarde. La entrada a la torre es gratis, solo tienes que registrarte con tu I.D. y listo. De la torre partimos a ver las esculturas en Pioneer Plaza en la Dallas Cattle Drive. La escultura representa las impulsiones de ganado en el siglo 19 que comenzaban en Shawnee Trail y que pasaban por Austin, Waco y Dallas hasta Chisolm Trail. La escultura de 49 toros y 3 jinetes son el monumento de su tipo más grande del mundo y fueron creadas por el artista Robert Summers. Esta es otra parada obligatoria si visitas Dallas.

Luego de ver los gigantes toros y sus jinetes partimos hacia la que sería nuestra última parada: el Dallas Arboretum and Botanical Garden. Quería visitar este jardín debido a un evento que se realiza en navidad; el 12 Days of Christmas. El mismo se puede apreciar de día, pero mi interés era en la noche pues deseaba ver las luces y las vitrinas encendidas. Cada día es representado de manera distinta y cada vitrina está hermosamente decorada y todas tienen una canción de navidad distinta. ¡Es realmente hermoso! El costo de entrada del evento es de $20 por adulto y $10 por niño de 3-12 años. El precio es un poco excesivo para lo que puedes ver y hacer dentro del jardín. Sin embargo está muy hermosamente decorado. Puedes ver la historia del jardín en www.dallasarboretum.org. Aquí nuestra chica estaba un poco inquieta y la única manera de poder controlarla era paseando su coche por el terreno inestable y rocoso del jardín. 😋


Día 3 (Houston)

Este día estaba reservado para visitar a una amiga que hacía tiempo no veía. Aprovechamos nuestra visita a Texas para hacerle una visita relámpago. Fue entonces que nos montamos en el avión con destino al IAH. Llegamos y comimos juntas en Sweet Tomatoes (restaurante buffet). Allí estuvimos varias horas hasta que me tocó partir nuevamente al aeropuerto. Esta amiga muy querida también tiene una baby y Jetsabella y ella se llevan solo dos semanas de diferencia. Pasamos un buen rato juntas y puedo asegurar que pronto estaré de vuelta.

La experiencia

Pasamos unos días muy buenos y Jetsabella se comportó muy bien. Aún es bebé y tenemos que tener ciertos horarios y tiempo adicional para poder atenderla correctamente. Esta primera experiencia viajando con mi bebé fue una muy buena y de la cual no me arrepiento. Baby Strawberry al igual que su mamá, o sea yo 😁, duerme en los aviones la mayor parte del vuelo.

Dallas ofrece entretenimiento para toda la familia. Puedes visitar acuarios, únicas y hermosas esculturas, parques de diversiones y la gran variedad de museos que posee. Lamentablemente la gran mayoría de las atracciones quedan distantes unas de otras por lo que caminar no será siempre una opción.

Ahora tenemos un destino nuevo visitado y para el cual volveremos en algún momento para disfrutar de los lugares que no pudimos visitar. ¡No tengas miedo de aventurarte a nuevos lugares! Recuerda que solo se vive una vez.

#handsup
#Texas

Comentarios
* No se publicará la dirección de correo electrónico en el sitio web.